Curación

MARCOS SALAMANCA

LOS IBÉRICOS MEJOR AFINADOS DEL MUNDO

Nuestro exclusivo proceso de curación nos permite afinar cada pieza de forma personalizada, lo que les confiere un Aroma, un Sabor y una Textura realmente excepcional.

MÁS SABOR

La pureza de la carne de cerdo de raza Ibérica.

Una raza única que se ha preservado intacta hasta nuestros días.

 

MÁS AROMA

Un lento proceso de curación. A 522 metros de altitud. Un microclima excepcional en la Sierra de Francia. Salamanca.

 

MÁS TEXTURA

La espera silenciosa en el interior de nuestras bodegas le confiere su carácter inconfundible.

 

MÁS HOMOGENEIDAD

Estrictos procesos y rigurosos controles de calidad garantizan el resultado final.

Para garantizar el óptimo grado de maduración de cada pieza, nuestro Departamento Técnico efectúa la medición y la calificación de más de 12 parámetros distintos